Redescubren fórmula milenaria que hace sentir a la gente plena y realizada.

Redescubren formula milenaria hacer sentir a la gente plena y realizada.

El ser humano ha vivido deseando la eterna felicidad, la ha buscado en el placer que da la posesión de objetos y cosas, la diversión, la fama, en la formación académica, en el trabajo, en el dinero.

Sin embargo, se ha comprobado que más del 90% de los “realizados” conforme a sus metas han manifestado seguir experimentando un vacío que no fue llenado por las expectativas que se tenían con el placer, la diversión, la fama, la formación académica, el trabajo o el acumular riquezas materiales. Muy por el contario, a muchos de ellos le ha sobrevenido una frustración mayor.

El maestro, conferencista, y psicólogo clínico, MA terapia de pareja y sexualidad Humana, Dario Nin, ha afirmado que esa sensación de felicidad se instaura permanentemente en el ser humano al practicar la fórmula, pués, se ha observado empíricamente un aumento de los indicadores de presencia de serotonina que es un neurotransmisor muy relacionado con el control de las emociones y el estado de ánimo.

En ese mismo orden se manifiestan indicadores de dopamina, cuya funciones en el cerebro es provocar el comportamiento activo e incide en la cognición, o sea la actividad motora, la motivación para el aprendizaje y la realización entre otras, De ahí, que las personas que experimentan sensación de felicidad no permanezcan pasivas, pues según la cultura a que pertenezcan reaccionan con manifestaciones de gritos, saltos, roces físicos (abrazos a quienes tengan más cercano a veces aunque sea un desconocido)

El profesional de la conducta manifiesta, que ese comportamiento generalmente es pasajero, hasta que los niveles hormonales se restablecen a su normalidad despues de haber sido impactados con la situacion provocante.

Sin embargo, con el consumo constante de la fórmula milenaria recién descubierta, esa sensación es permanente y asegura que real y efectivamente logra la felicidad buscada.

Al cuestionárseles donde encontrar esa fórmula y si tenía algún costo, el profesional con una enorme sonrisa manifiesta que esta fórmula ha estado siempre en algún lugar de nuestro hogar, heredado de los abuelos generalmente, su composición es C 4:7-21 1 J en su versión R V C, es mucho más digerible, aunque puede encontrarse en cualquier otra. Asegura el profesional, que esa sensación se manifiesta aún en presencia de la cercanía inminente de la muerte.

Finalmente, sugiere que cada persona busque la formula porque el sólo hecho de querer descubrirla por sí misma produce el inicio de la felicidad.
Rd/Sfd

SHARE